Hacer uso de la tecnología y las herramientas digitales para mejorar la experiencia del usuario en el sector inmobiliario es, sin duda, un factor diferencial en el Real Estate. Aunque en ningún caso hay que olvidar el factor humano, el trato personalizado y el foco en el cliente.

Si por algo se ha destacado siempre el sector inmobiliario es por el trato personalizado entre inquilino y gestor inmobiliario. A día de hoy, la tecnología y las herramientas digitales han ayudado, y mucho, a mejorar esta relación entre arrendatario y property manager, aunque la clave está en saber combinar, de un modo equitativo, el factor humano con el factor tecnológico, ofreciendo servicios digitales y un servicio de mejora de experiencia de usuario.

La experiencia del usuario en el sector inmobiliario

Definimos la Experiencia de Usuario o User Experience (UX) como el conjunto de interacciones de una persona (usuario) con un sistema o dispositivo concreto. Mejorar la experiencia del usuario en el sector inmobiliario es mejorar el servicio que podemos ofrecer al mismo usuario, obteniendo clientes más fidelizados y felices y, a su vez, generando ingresos extras a los propietarios de edificios gracias a esta automatización y gestión de recursos tecnológicos. 

Veamos 5 elementos que pueden ayudar a mejorar la experiencia del usuario en el sector inmobiliario o Real Estate:

  • Marketplace de servicios en un click: un marketplace integrado o plataforma digital nos ayudará a ofrecer productos o servicios (tanto servicios externos tipo mensajería o lavandería, com servicios de proveedores integrados como, por supuesto, servicios propios dentro del mismo edificio). Siempre enfocado en las necesidades del inquilino, con pagos integrados en una misma pasarela de pago y ofreciendo, por lo tanto, una buena experiencia de usuario y satisfacción del cliente.
  • Chatbot inteligente: nada de buscar el teléfono o correo electrónico de nuestro facility manager ante cualquier incidencia de mantenimiento o técnica que pueda surgir en nuestro edificio. A través de bots con Inteligencia Artificial, el inquilino puede usar un chatbot de respuesta automática, capaz de dar respuesta inmediata ante cualquier incidencia, algo que ayuda a mejorar la experiencia de usuario que tanto demandan los inquilinos.
  • Panel de incidencias inteligente: poder abrir un ticket ante cualquier problema técnico, reparación o servicio de mantenimiento que se necesite resulta, para el cliente, una experiencia de usuario más que satisfactoria. Rápido y de fácil seguimiento. Lo que un cliente justo necesita y busca. Ni más ni menos.
  • Conectar con tu comunidad: poder ofrecer un directorio y un canal de comunicación ayudará a los inquilinos a crear comunidad. A través de un directorio de empresas y/o creando un canal de comunicación, los clientes o inquilinos sentirán que forman parte de la comunidad, consiguiendo hacer networking, sinergias y relaciones personales. 
  • Gestionar eventos: la misma aplicación de experiencia de inquilinos puede ofrecer un servicio de actividades, reuniones o meetings para todos los gustos, necesidades y colores. Esta experiencia puede ser completa cuando se combina con Inteligencia Artificial, ya que esta tecnología AI es capaz de predecir qué servicios son los más demandados, qué perfil de usuario lo solicita y con qué frecuencia lo requiere.

Como vemos, gracias a la Inteligencia Artificial y a un software de gestión inmobiliaria como Proptex, el property manager puede mejorar la experiencia del usuario en el sector inmobiliario y facilitar la vida de sus clientes, conociendo los perfiles y necesidades y ofreciéndoles justo lo que necesitan. 

Y es que desde Proptex tenemos claro que sin duda la tecnología ayuda a las propiedades a diferenciarse de la competencia y que, con la ayuda de la personalización de productos y la recopilación de datos inteligentes, el factor humano y la empatía forman la combinación ganadora.